¿Merece la pena reformar una vivienda en la Zona Franca antes de venderla?

Llevas viviendo en ella durante años. Tu vivienda te ha visto crecer tanto personal como profesionalmente y por eso la guardas un cariño muy especial, casi tanto como el que te guarda ella a ti. En ella has criado a tus hijos, has celebrado cumpleaños y has reído hasta despeinarte.